jueves, 17 de noviembre de 2011

SOBRE LA ABSTRACCIÓN. SIETE MAESTROS DE LA ABSTRACCIÓN GEOMÉTRICA


Texto publicado en el catálogo
DONACIÓN DENISE RENÉ. SIETE MAESTROS DEL GEOMETRISMO
COLECCIÓN MUSEO CARLOS CRUZ-DIEZ
Inauguración 6 de junio de 2004 Exposición Nro 44 Catálogo Nro 17 Textos Susana Benko / Anny Bello Coordinación Katherine Chacón / Susana Benko / Anny Bello Museografía Daniel Hernández Conservación Luis Quintero / José Navas Registro Ana María Moreno / Jenny Villamizar Coordinación editorial Katherine Chacón Diseño gráfico John Moore Fotografías Jorge Parra Calibración de color John Moore Preprensa Imagen Color Impresión Gráficas Acea Edición 1500 ejemplares Depósito Legal lf7620047001296

Las artes plásticas en occidente tuvieron su fuente de inspiración en la naturaleza hasta principios del siglo XX, momento en que se manifiesta por parte de muchos artistas el deseo de crear obras con escasos o ningún referente con la realidad. El cuestionamiento al arte figurativo da el impulso para emprender caminos distintos a una tradición artística decimonónica que no satisfacía el ímpetu renovador de los artistas de la nueva centuria.
Desde finales del siglo XIX, el francés Paul Cézanne inicia tímidamente lo que se ha considerado el antecedente inmediato de la abstracción. Cézanne sintetizó sus naturalezas muertas y paisajes en formas geométricas, sin abandonar la figuración en su totalidad. Más adelante, a comienzos del siglo XX, Pablo Picasso descompone las figuras y en un mismo plano coloca diversas perspectivas del mismo objeto.
Será a partir de 1910, que artistas de distintas nacionalidades se atrevan a experimentar de manera sistemática la abstracción, la que consideraron como el principal atributo de la vanguardia. Vassily Kandinsky ralizó en 1910 una acuarela con manchas de color que anuncian un temprano ejemplo del arte abstracto moderno. A Kandinsky se le debe el primer tratado teórico sobre esta tendencia, De lo espiritual en el arte, escrito en 1910 y publicado en 1912, donde definió una corriente lírica y mística de la abstracción. En 1915, Kazimir Malevitch en la antigua Rusia, le da el nombre de Suprematismo a las composiciones que realiza con formas geométricas. La intención era alejarse de lo descriptivo en la pintura y, buscar en cambio, un arte autónomo. Entre 1917 y 1918, Piet Mondrian publica en la revista De Stijl sus ideas sobre la abstracción, denominando Neoplasticismo a su estilo. Mondrian consideró los elementos plásticos, colores primarios y rectángulos como la expresión universal del arte, sus obras había un fuerte contenido racional. Theo Van Doesburg, a través de su Manifeste sur l´art concret de 1930, propone el término de “arte concreto”, basado también en la relación forma-color.


Con la intención de unir a los artistas que seguían el movimiento abstracto, indistintamente de los particulares estilos, en París de 1919, Joaquín Torres-García y Michel Seuphor, apoyados por Mondrian, Jean Arp y George Vantongerloo, formaron el grupo Círculo y Cuadrado que luego de su disolución en 1931, se reagrupará con el nombre de Abstracción-Creación. A estas agrupaciones les une un objetivo: crear un arte universal con cualidades formales propias e independientes, un “nuevo realismo”.
A pesar de ser el abstraccionismo un arte que se inicia a principios del siglo XX, es sólo a partir de 1946 que será considerado por los centros artísticos parisinos pues la escena visual estaba dominada en buena parte por el Surrealismo. Este hecho se debe al gran impulso de la Galería Denise René que se encargó de promover a los artistas consagrados y a la nueva generación de abstractos, al Salon des Réalités Nouvelles (1946-1956), a la revista de arte abstracto Art d´aujourd hui (1949-1955), y decisivamente al compromiso de muchos artistas por continuar con esta corriente artística.
La abstracción geométrica sentó las bases de tendencias que en esta misma línea, como el Cinetismo y el Arte óptico, se desarrollaron después de la Segunda Guerra Mundial. El arte óptico fue abrazado tanto en Europa como en América. Ambos proponían un arte en movimiento y la aplicación de los principios científicos de la percepción visual. El arte óptico como su nombre lo indica, simulaba el movimiento producido por efectos retinianos. Entre otros, tiene sus máximos exponentes en los artistas Josef Albers y Víctor Vasarely, quienes realizaron obras geométrica con apariencia tridimensional, de estructuras repetitivas y efectos cromáticos. El cinetismo plantea el movimiento real, logrado, bien por obras que compiten con la gravedad, como los móviles, por ilusiones ópticas, por aparatos electromagnéticos, motores o efectos lumínicos. Estas tendencias no se disocian, el fin es el mismo, la implicación del espacio, el tiempo y el sujeto en la obra. Las variaciones dependerán del soporte en el cual se realizan.
Texto: Anny Bello

Bibliografía
Blok, Cor. Historia del arte abstracto (1900-1960). 2da Edición, Madrid, Editorial Cátedra (Colección Cuadernos de Arte), 1987.
De Micheli, Mario. Las vanguardias artísticas del siglo XX. Madrid, Alianza Editorial, 2002.
Ferna, G. José M. Y Gómez C. Adolfo. Conceptos fundamentales del arte. Madrid, Alianza Editorial, 2000.
Jean Arp (1886-1966). Esculturas, relieves, obras sobre papel, tapices. Madrid, Ministerio de la Cultura, 1985.
Joray, Marcel. Vasarely. Suiza, Ediciones du Griffon, 1977.
Josef Albers. Homenaje al cuadrado. New York, The International Council of The Museum of Art Modern, 1964.
Mondrian, Piet. La nueva imagen en la pintura. España, Comisión de Cultura del Colegio Oficial de Aparejadores y Arquitectos Técnicos, 1983.
Morellet. París, Editions du Centre George Pompidou, 1986.
Moszynska, Anna. El arte abstracto. Singapur, Ediciones Destino (Colección El mundo del arte), 1996.


Museo de la Estampa y del Diseño Carlos Cruz-Diez
Av. Bolívar entre calles Sur 11 y Este 8
Paseo Vargas
Caracas, Venezuela
Teléfono: +54 212 5712401 / 5721476
@museodeldiseno
Museo edccd


No hay comentarios:

Publicar un comentario